Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


La gran mayoría de países europeos han instaurado tribunales
constitucionales para controlar la validez de las leyes emanadas del
parlamento democrático, en lugar de encomendar tal función a los
tribunales ordinarios. ¿Cuál es la razón de ser de esta preferencia
por un modelo «concentrado» de justicia constitucional? ¿Qué ventajas
presenta, frente a la alternativa del modelo «difuso»? Este libro
trata de explorar de manera sistemática las virtudes del modelo
europeo, más allá de los argumentos tradicionales basados en el
principio de separación de poderes y el valor de la seguridad
jurídica. A la luz de una determinada teoría de la democracia
constitucional, el autor muestra las ventajas que pueden ofrecer los
tribunales constitucionales a la hora de proteger los derechos
fundamentales, y a los efectos de enriquecer los debates públicos
sobre asuntos moralmente controvertidos. El estudio se centra en los
países europeos que cuentan con un sistema parlamentario y que
pertenecen a la cultura jurídica del civil law. La autoridad de los
tribunales constitucionales se está viendo erosionada, sin embargo,
por los procesos supranacionales de construcción europea. El libro
contiene propuestas de reforma para evitar la crisis que podría
afectar al modelo concentrado de justicia constitucional en los
próximos años.