Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


A comienzos de 1947 los territorios del Indostán que dependían del
Imperio Británico alcanzan la independencia. El territorio continental
de la India queda dividido en dos países: India y Pakistán (de
mayoría musulmana); el odio religioso se extiende por ambos
produciendo centenares de miles de muertos y generando un conflicto
que todavía perdura. Cuando en Mano Majra, un pequeño pueblo al norte
de la India junto a la frontera con Pakistán, el prestamista local es
asesinado, todas las sospechas recaen sobre un conocido ladrón sij,
enamorado de una musulmana. Las habladurías que provoca el crimen, la
llegada de un tren cargado de cadáveres y los rumores de revueltas en
otras partes del país terminan enrareciendo la convivencia en el
pueblo. Este clásico de la literatura india, publicado por primera vez
en 1956, nos recuerda lo sencillo que es incitar al odio y romper la
armonía en comunidades que han convivido pacíficamente durante siglos.
Tren a Pakistán es una emotiva novela que nos ayuda a comprender la
riqueza y complejidad de la India y la de una región de cuya
estabilidad depende, en gran medida, la paz mundial.