Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


Los religiosos, en cuanto miembros a la vez de la Iglesia de un
Estado, se encuentran sometidos tanto a las leyes canónicas como a las
normas que el ordenamiento jurídico estatal establece para sus
nacionales. El estudio que aquí se aborda contiene en su título
"El régimen jurídico del patrimonio personal del religioso:
consideraciones canónicas y civiles", la razón de ser su propio
interés. Apoyado de una doble normativa- la proveniente del Estado y
la que procede de la Iglesia-, el análisis del tema conduce a una
conveniente llamada a la concurrencia de ambos ordenamientos al
servicio de la convivencia plural y del bien común social. La
importancia de dicho análisis se acrecienta si tenemos en cuenta una
serie de datos que justifican su autoridad: por una parte, desde la
perspectiva de un Estado aconfesional como el español, la llamativa
discordancia entre las normas de dos ordenamientos que afectan a un
mismo sujeto (el religioso) y a una misma materia (su patrimonio); de
otros lado, la invariabilidad de las normas canónicas desde 1983 y el
constante cambio que sufren determinadas ramas del Derecho estatal
relacionadas con este tema; por último, la importancia que se ha de
conceder en el ordenamiento civil, en relación con los actos
patrimoniales de los profesores, a la autonomía de la voluntad y a la
doctrina de los actos propios