Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


Realidad, Literatura y Conocimiento se dispone en dos partes, la
primera estudia las modalizaciones que la austeridad castellana
imprime en las novelas cortas cervantinas (Ejemplares e intercaladas)
sobre el modelo de las novelle italianas; la segunda analiza algunos
episodios que en El Quijote plantean problemas en relación con las
ideas epistemológicas del Humanismo. La obra literaria inspira sus
formas y motivos temáticos en la experiencia del autor, bien sobre la
realidad (mimesis de la Naturaleza), bien sobre obras literarias
anteriores (mimesis de los textos), y las presenta con modalizaciones,
que le confieren originalidad, fuerza, estilo, encuadre cultural de
una época, etc. Las novelle italianas, traducidas al español,
eliminan, por imperativo de la censura, de las buenas costumbres o de
la sensibilidad castellana, aquellos pasajes más escabrosos que podían
sorprender a los lectores españoles. Las novelas cortas cervantinas
que siguen el modelo italiano, en cuanto a extensión, temática,
enfoque, etc. son ejemplares desde la perspectiva de la austeridad y
compostura castellanas.
La segunda parte de la obra analiza cómo la teoría epistemológica
subyacente en El Quijote se configura en los principios y argumentos
humanistas, que han sustituido el esquema de conocimiento basado en la
prueba irrebatible del magister dixit; el contraste entre diferentes
argumentaciones humanas puede llevar a la verdad o quedar en punto
muerto. Los episodios de Sansón Carrasco, del Caballero del Verde
Gabán, el encantamiento de Dulcinea, y muchos otros, muestran cómo los
personajes se van conociendo entre sí o conociendo la realidad, sin
alcanzar certezas, a través de la experiencia, la información, el
discurso, la reflexión, la lógica... Cervantes comprueba la
inseguridad del saber humano sometido a sus propias limitaciones y
verifica cómo don Quijote no puede encontrar seguridad en su
experiencia ante Sanson-el Caballero de los Espejos, ni puede conocer
sin dudas el modo de ser de don Diego de Miranda. Parece que la
realidad, captada por el hombre y transformada en literatura, no es un
camino de certezas. La realidad, la literatura y la argumentación
pasan al texto cervantino solamente mediante el filtro del
conocimiento Humanista