Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


Enviado por el rey de Portugal en misión artística a Italia, el pintor
miniaturista Francisco de Holanda fue durante unas tardes romanas el
testigo de Miguel Angel Buonarroti: pudo hacerle preguntas y registrar
sus respuestas como un reportero avant la lettre; pudo por unas horas
tocar cimas a pocos reservadas y transmitirnos el mensaje de una de
las grandes figuras de la Historia del Arte.

Otros libros del autor