Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


Han matado a mi amigo, han matado a mi amigo». Así lloró, con toda la
pena de sus nueve años,áSantiago Abascalácuando supo por televisión
queETAáhabía asesinado a Estanis, el cartero de su pueblo. Era el 26
de junio de 1985 y ese día tuvo por primera vez el sentimiento de
pertenencia a una comunidad: la de las víctimas del terrorismo;
sentimiento que le avivarían en casa ?donde nunca le ocultaron la
verdad, el mejor antídoto contra el miedo? al mostrarle las cartas de
extorsión que la banda había enviado a su abuelo. Se trataba solo del
comienzo, de una campaña que años después eclosionaría en amenazas,
ataques al negocio familiar e intentos de asesinato. Pero los
terroristas no lograron que los Abascal perdiesen su alegría de vivir,
o se sintieran extranjeros en su patria o arriasen la bandera.
Resistieron, como tantos en eláPaís Vasco,áno porque fueran héroes o
locos, sino porque era su deber.Sin embargo, este libro no es solo la
crónica de una persecución; es, sobre todo, la historia de Santiago
Abascal, un español que no se rinde, uno de los hombres de su
generación con pasado trepidante y mayor proyección de futuro, un
político que quiere seguir fiel a sus ideas ?de ahí que haya puesto
fin a su militancia en eláPartido Popularácon una carta abierta
aáMariano Rajoyáy que hoy seaásecretario general de Vox?áy que juega
los partidos de la vida sin calcular riesgos, siempre en primera
línea.Pero que sea él el protagonista de estas páginas no significa
que esté solo; por ellas desfilan muchos personajes interesantes
?Jaime Mayor Oreja, José Antonio Ortega Lara, María San Gil??áque unen
su trayectoria en una aventura política apasionante por la defensa de
la unidad de España