Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro
  • NADA ESTA PERDIDO
    UN SISTEMA MONETARIO Y FINANCIERO ALTERNATIVO Y SANO

  • MARTIN BELMONTE, SUSANA
  • ICARIA
  • 2011
  • Colección: ANTRAZYT 360

  • ISBN: 978-84-9888-365-7
  • EAN: 9788498883657

  • 256 páginas
  • RUSTICA

  • TEMA: SOCIOLOGIA


  • No disponible.
    Consultar disponibilidad

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


Si el mundo está en manos del poder financiero, entonces la democracia
es papel mojado. La dominación hoy va acompañada de la excusa de
salvarnos de la quiebra. Ante una teoría económica cómplice del
desfalco, este libro se convertirá en una herramienta esencial para
entender el mundo actual y las ideas necesarias para transformarlo. A
través de una explicación asequible, la autora desentraña las
complejidades de la economía y denuncia los falsos principios que,
bajo la apariencia de requisitos técnicos por el buen funcio­namiento
del sistema económico, son en realidad doctrinas opre­soras para que
las personas autolimiten sus exigencias y expectativas.

Este libro de economía para todos los públicos muestra el pa­pel que
juegan el dinero y el crédito en el sistema productivo y el mer­­cado,
al tiempo que desvela cómo el dinero digital, el aban­dono del patrón
oro e internet han transformado las bases de los modelos teóricos
actuales y los han dejado obsoletos. Como una radiografía del sistema
económico donde se ve el esqueleto del poder, este texto ofrece una
visión esperanzadora del futuro, planteando que el poder del dinero
pertenece a la gen­te. Con el concepto de soberanía financiera
ciudadana, formula los derechos de las personas como usuarias de una
moneda y par­ticipantes en un sistema económico. Y nos revela que el
sistema mo­netario y financiero actual ya no es la única opción
posible.

www.nadaestaperdido.info
soberaniafinanciera@gmail.com


ECONOMIA SOLIDARIA

El término economía solidaria designa la subordinación de la economía
a su finalidad: proveer, de manera sostenible, las ba­ses materiales
para el desarrollo personal, social y am­biental del ser humano. El
valor central de la economía solidaria es el trabajo hu­mano. La
re­ferencia de la economía solidaria es cada sujeto y, a la vez, toda
la so­ciedad concebida también como sujeto. Por tanto, la eficiencia
eco­nó­mica no se delimita por los beneficios materiales de una
iniciativa, sino que se define en función de la cualidad de vida y de
la felicidad de sus miembros y, al mismo tiempo, de toda la sociedad
como sistema global. La economía solidaria, como una nueva forma de
producir, de consumir y de distribuir, se propone como alternativa
viable y sos­te­nible para la satisfacción de las necesidades
individuales y colec