Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


Sobre Marilyn Monroe se ha escrito mucho, tal vez demasiado; de hecho,
apenas queda un rincón de su vida, su cuerpo o su muerte que no haya
sido escrutado con lupas que mezclaban la admiración estupefacta con
la falta de escrúpulos, la piedad con el bisturí inmisericorde. Esa
montaña de papel es el pedestal de la figura mítica, pero también la
losa que apaga la voz de un ser humano siempre oscurecido por los
focos. Esta obra es esa voz, o al menos todo lo que de ella nos ha
quedado. Esa delicadísima transcripción dio como resultado una obra
maestra de la literatura fantasmal que conserva casi mágicamente el
aroma y el sabor, la gracia y la melancolía, el ingenio y la
ingenuidad de las palabras oídas y luego ya nunca repetidas. Porque
aquí habla Norma Jean, la niña que deambulaba entre orfanatos y
adopciones, la muchacha que salió de una fábrica para vivir (como
tantas otras) sueños de celuloide, la hembra que dejaba a su espalda
un reguero de miradas lascivas. Y también habla la mujer que se abrió
paso hacia una cumbre inesperada apartando a los tiburones del camino.
Aquí percibimos su chispa, su inteligencia e incluso un eco verbal de
su irresistible vibración erótica. La pequeña odisea de este libro es
tan fantasmagórica como su origen: por motivos jamás aclarados, el
manuscrito reposó en silencio y en lugar ignoto hasta 1974, cuando
Milton Greene (fotógrafo de cabecera e íntimo amigo de Marilyn)
decidió exhumarlo de sus cajones para publicar una primera versión
donde no se consignaba la autoría de Hecht?