Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


Cada año llegan a nuestro planeta entre cuarenta y ochenta mil
toneladas de materia interplanetaria. Aunque no fue hasta bien entrado
el siglo XIX cuando se pudo determinar el origen extraterrestre de
los meteoritos, desde entonces las investigaciones científicas nos han
ido acercando cada vez más al conocimiento y a la comprensión de
estos fenómenos naturales, alejándonos del mito, la superstición y las
creencias que han rodeado tanto a estos como a las bolas de fuego que
anuncian su caída. Así, gracias a este esfuerzo, se ha conseguido dar
una explicación racional a los fenómenos luminosos que, de tanto en
tanto, surcan los cielos. Tal y como se demuestra en esta obra, es
posible determinar el origen de los meteoritos, sus edades de
formación, los periodos de tiempo que surcaron el medio
interplanetario y datar algunos de los impactos que impulsaron estas
rocas hacia la Tierra desde sus cuerpos progenitores (asteroides,
cometas o planetas). Probablemente el lector se pregunte cómo es
posible inferir tantos detalles de unas rocas que, por lo general, no
parecen muy diferentes de las terrestres: este libro responde
precisamente a esas preguntas y muestra la enorme diversidad de
materiales que alcanzan la superficie de la Tierra.