Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


Un grupo de soldados recorre el territorio asignado destruyendo
pueblos y eliminando a los

supervivientes hasta que uno de los miembros del grupo resulta herido
en una emboscada. Obligados

a buscar ayuda para su compañero, acaban encontrando refugio en la
casa de unos campesinos

que, en otras circunstancias, hubieran sido el blanco de sus
acciones... En la esencia de La mano

del diablo está un sólido alegato contra la sinrazón de la guerra y la
forma en la que ésta afecta al

comportamiento de quienes participan en ella.

A Brais Rodríguez, ganador del premio Injuve 2010 en el apartado de
cómic e ilustración, y del

Premio Castelao 2010 por La mano del diablo que ahora se publica, le
interesaba hacer una historia

bélica, donde los protagonistas, que deben penetrar en un lugar ajeno
a ellos y completar una misión,

demuestran pasividad moral en sus violentas acciones, masacres ante
las que ni siquiera revelan un

ápice de piedad.

Con un dibujo en blanco y negro que dota de dinamismo a la lectura, el
autor coruñés plantea una

narración marcada por escenas elípticas tendente a evitar una
explicación constante de los sucesos

y que busca la colaboración del lector en la interpretación de la
historia; asimismo, le resultó

interesante darle un papel antagonista a la naturaleza, al azar y al
destino: "La intención fue que, en

el viaje de los soldados, sus enemigos (muy débiles, pero existentes)
y el entorno pusiesen en tela de

juicio su comportamiento y sus actos", confiesa Brais Rodríguez.