Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro
  • LIBERTAD EN VENTA
    POR QUE VENDEMOS DEMOCRACIA A CAMBIO DE SEGURIDAD

  • KAMPFNER, JOHN
  • ARIEL
  • 2011
  • 01 ed.
  • Colección: ACTUAL 7

  • ISBN: 978-84-344-6959-4
  • EAN: 9788434469594

  • 336 páginas
  • RUSTICA

  • TEMA: SOCIOLOGIA


  • No disponible.
    Consultar disponibilidad

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


Varios gobiernos de todo el mundo han hecho un nuevo pacto con sus
pueblos: la represión se limita a unos cuantos ciudadanos que
cuestionan abiertamente el statu quo. El resto de la población puede
gozar de libertad para vivir más o menos como desee, y para amasar y
gastar dinero. Esa es la diferencia entre las libertades públicas y
las libertades privadas. Todos elegimos las distintas libertades que
estamos dispuestos a ceder. Todos lo hacemos.Libertad en venta marca
una nueva pauta. Plantea la pregunta crucial de por qué tantos
ciudadanos inteligentes y ambiciosos en todo el mundo se han mostrado
dispuestos a sacrificar la libertad de prensa y la libertad de
expresión en su afán de enriquecerse.Este libro no se centra en los
regímenes tiránicos que gobiernan pistola en mano donde el estado es
inequívocamente una fuerza malévola y no hay cabida para el mínimo
acuerdo. No trata de Zimbabwe ni de Corea del Norte o Birmania. En
estos países no existe un pacto entre el gobierno y el pueblo, sino un
mero instinto de supervivencia. Se interesa por el contrario en
aquellos países que, con independencia de sus matices políticos, han
aceptado los términos de la globalización e intenta dar solución a una
pregunta clave: ¿por qué se cambia con tanta facilidad libertades por
seguridad o prosperidad?Los políticos siempre han perseguido por
instinto el poder y la forma de conservarlo, por medios honrados o
delictivos. Menos comprensibles son las razones por las que muchos
?tanto en estados autoritarios como democráticos? sucumbimos, y por
qué tan pocos nos preguntamos por qué lo hacemos. Sean cuales sean los
sistemas en los que vivimos, nuestras prioridades se parecen más de
lo que nunca admitiríamos.