Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


No es necesario hacer acopio de un gran arsenal de argumentos para
advertir con presteza que el pilar fundamental sobre el que se asienta
la personalidad humana es la actividad laboral. El desempleo
prolongado, forzoso y masivo, conjugado con unos elevados índices de
subempleo -que es tanto como decir paro encubierto, caracterizado por
el exceso de trabajadores precarios-, alimentan la que se ha venido en
catalogar como la «nueva cuestión social». Desde tales premisas, esta
monografía trata de analizar las grandes opciones de política de
empleo que han marcado la función histórica y actual de la
intermediación laboral, con el fin de señalar cómo al margen de las
singulares y diferentes soluciones adoptadas por las disposiciones que
se han sucedido en el tiempo, singularmente las acaecidas en los años
2010 y 2011, el principal y constante problema que éstas han
pretendido afrontar y resolver se ha centrado en torno a la definición
de los sujetos intermediadores, tarea que se ha traducido en una
doble tensión, no siempre simultánea. De un lado, entre los distintos
poderes territoriales del Estado por ocupar los espacios reservados a
la mediación pública; de otro, en el reparto o distribución de la
actividad de intermediación laboral entre los organismos oficiales y
las entidades privadas, tengan o no ánimo de lucro.
Es más, el presente trabajo desciende a las nuevas necesidades que
plantea la colocación en un mercado de trabajo cada vez más
fragmentado, poniendo de manifiesto la necesidad de emprender una
profunda reforma legal, dando las pautas necesarias para la
elaboración de un texto único que contemple todas las modalidades
posibles, capaz de superar el desfase existente en la actualidad entre
la prestación de servicios relacionados con el empleo y el marco
normativo que teóricamente la ordena, donde, pese a las últimas
reformas, existen muchas lagunas de regulación que facilitan la
competencia desleal por parte de algunos agentes.