Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


Este libro, además de contener un banco de 26 ensueños, presenta una
experiencia real de su empleo como medio didáctico. Robert Desoille
descubrió un nuevo registro de la imaginación: comprobó que puede ser
un instrumento que cura, un medio al servicio de la salud mental. Los
ensueños de ascenso y descenso favorecen que la persona se reconcilie
con su poder. Esta es condición previa a toda curación. Después, la
persona es capaz de revisar los hábitos que le acarrean sufrimiento y
movilizar su impulso para afrontar los retos que tiene planteados. En
cualquier otro momento, el ensueño es aplicable cuando la persona
desee, o necesite, contactar con su niño interior, el tesoro personal,
la parte sensitiva, emocional, lúdica y poderosa que habita en cada
ser humano desde su nacimiento hasta su muerte. Cuidar este recurso ha
de ser una labor ordinaria de respeto a la persona que somos y
queremos ser.