Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


Cuando Andrés Vigil acude al usurero que le prestó dinero para comprar
un violoncelo, se topa con un desconocido que parece liberarlo de su
deuda. Sin embargo este hombre, Alejandro Godoy, se convierte en un
nuevo acreedor para Vigil, mucho más implacable.

"La deuda" de Felipe Hernández es una obra maestra sin paliativos, un
mecanismo narrativo atrozmente afinado que clava el relato en una
atmósfera de opresión, entre el género negro y el de terror, y que se
convirtió desde su aparición en 1998 una insuperable alegoría del
poder y el deseo.

Entre los merecidos elogios que ha cosechado la narrativa de
Hernández, destaca el de Santos Sanz Villanueva: "Una obra de esta
envergadura emocional, intelectual y artística atenúa todas las
suspicacias que actualmente se extienden sobre el porvenir de la
novela. El peligro será muy relativo mientras existan narradores con
la hondura y la capacidad de riesgo de Felipe Hernández".