Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


La protección de los derechos fundamentales en Francia se ha visto
reforzada tras la reforma constitucional de 2008 con la aparición de
dos figuras, una de carácter procesal, la cuestión prioritaria de
constitucionalidad, y otra de carácter orgánico, el Defensor de los
Derechos, que aproximan cada vez más el modelo francés al de otros
países europeos como el nuestro. Sin embargo, tras un análisis
detenido de sus elementos definitorios comparándolos con los de sus
equivalentes españoles, se puede constatar que, por mucho que la
llamada excepción francesa sea cada vez más reducida, no ha
desaparecido por completo, siendo posible encontrar todavía elementos
de originalidad. El carácter prioritario de la cuestión, su parámetro
restringido a los derechos y libertades, su admisión a trámite por los
Tribunales ordinarios con un sistema de doble filtro o la difícil
coexistencia del Defensor con otras autoridades especializadas en
garantizar ciertos derechos pueden servir de buen ejemplo.

Otros libros del autor