Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


Después de un tiempo de incertidumbre en cuanto a su idioma de
creación tras su afincamiento forzado en Francia en 1939, Jacinto Luis
Guereña, que pudo volver a pisar tierras españolas a partir del año
1956 pese a seguir viviendo en el país vecino, se afirmó cada vez más
como poeta de raigambre española. Por la fecha de nacimiento, es
contemporáneo de los poetas del medio siglo, compartiendo con ellos
las mismas preocupaciones político-sociales, pero con una estética muy
diferente. Apenas aflora la nostalgia exasperada y la continuación
del activismo extemporáneo que caracterizó a gran parte de los poetas
de la diáspora; su sensibilidad lo orienta más bien hacia una
metafísica de la pérdida, que encuentra un alto grado de
metaforización de corte barroco, plasmado en una amplia fluidez
recitativa, una manera que le diferencia de lo que escribían sus
contemporáneos de dentro y de fuera. Aunque solía decir que no se
consideraba «un poeta del exilio», su obra ocupa un lugar destacado en
la lírica del exilio cultural del 39. Sea esta antología la
oportunidad de un merecido rescate.