Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


Nos imaginamos al actor Billy Bob Thornton leyendo entusiasmado esta
novela y ensayando ya algunas muecas que le irían bien al
protagonista, Alberto Aragüés. Sí, tendría que buscar en Google las
localizaciones -Zaragoza, Valdemoro...-, algo sobre el guiñote y qué
es eso de la Guardia Civil. Aunque las escenas en bares de gasolinera
abiertos de madrugada, lo de la droga o el tema de Asuntos Internos le
resultarían bastante familiares. Y es que esa mezcla de realidad
local y americana es el espacio natural en el que mejor se desenvuelve
la literatura de Fernando Martín Pescador. Y con ese fondo de
escenario y sobre una trama de corrupción recurrente, crea el autor un
personaje para la Historia, que no nos lo llevaríamos a casa, vale,
pero igual porque ya lo tenemos, igual ya tenemos vidas escritas a
golpe de hechos casuales, identidades patéticas a la deriva, sin
diagnóstico que nos guíe, igual ya tenemos vidas de comediante con
mujeres u hombres que te acompañan solo hora y media, igual ya tenemos
una profesión que no nos gusta y un muerto sobre nuestras espaldas
porque se nos disparó la pistola en un momento regular, en fin. A lo
mejor por eso mismo de reconocernos un poco en sus páginas nos seduce
tanto Carabinieri, quién sabe. Y, claro, una vez hayas leído este
libro tan original y divertido, ya lo advertimos, lo sentimos por el
libro que vayas a leer después.