Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


El Campo Rojo es un descampado parecido a Marte, asfixiado por la
contaminación de las fábricas. Ahí acuden los chavales de la banda del
Farute a jugar a los fusilamientos, a esnifar pegamento y a meter
mano a las chicas. El poder de los matones se extiende por las aulas
frías y hostiles del colegio. Los alumnos viven aterrados: tienen once
o doce años y no hay nadie que los proteja. Todo lo observamos a
través de los cristales hiperbólicos del Gafarras, el cuatroojos
empollón de la clase, que sobrevive callando, repitiendo a diario los
mismos gestos rituales y gracias a la fuerza secreta que lo sostiene:
su odio infinito.El maltrato de niños a otros niños es la herida y el
hematoma central de esta narración, a menudo despiadada. Los pasajes
llenos de ternura y el humor (por momentos salvaje e hilarante) son
apenas una venda que oculta pero no cura. Los libros, los sueños y las
fantasías infantiles se convierten en la única vía de escape de la
mente erosionada del Gafarras. En sus ojos vemos escrita una fatalidad
inminente. El Mal habita por igual en verdugos y víctimas.