Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


En 1965 El buen salvaje ganaba el Premio Nadal por unanimidad del
jurado, lo que ocurría sólo por segunda vez en los veinte años de vida
del concurso. Se trataba de la novela de un autor colombiano que
vivía en Madrid y que narraba la vida de un joven escritor
sudamericano que intentaba sobrevivir y escribir una novela por los
cafés de París. Si entonces la obra fue celebrada como una novela
picaresca, moderna, literaria y decadente, que homenajeaba y parodiaba
a Proust, Gide, Balzac, Victor Hugo o el mismo Dostoievski, andando
los años se desveló como el antecedente de otras obras reseñables,
como La vida exagerada de Martín Romaña, de Brice Echenique, o Los
detectives salvajes, de Roberto Bolaño; sin olvidar que el tiempo en
que fue escrita coincidía con el de la Rayuela de Cortázar.