Saltar al contenido

Ficha del libro

portada del libro

COMENTARIO BIBLIOGRÁFICO


Los árboles son la madera de nuestras casas, la leña que nos calienta
y la cuna del recién nacido. El hombre nació a cobijo de los árboles,
y todavía hoy en día los plantamos en las ciudades y nos acercamos a
ellos atraídos por una admiración ancestral. Pasear por un bosque
centenario purifica los pulmones y nos llena el espíritu, lo que
demuestra que un árbol no sirve sólo para dar sombra y fruto. Conocer
los árboles es conocer nuestros vecinos más antiguos.